martes, 18 de noviembre de 2008

MÚSICA PARA MI mp4.


The WATERBOYS

"This is the sea"

Banda londinense fundada y liderada en la voz y guitarra y en la composición, por Mike Scott, y completada al saxo y mandolina por Anthony Thistlethwaite, Wallinger a los teclados, Roddy Lorimer a las trompetas, Martyn Swain y Terry Mann al bajo, Steve Wickham al violín y Kevin Wilkinson a la batería, The Waterboys pasa por ser uno de los grupos más interesantes y profundos de la década de los 80.

1985 es el año en el sacan a la luz el, para muchos, mejor álbum del grupo, de título "This is the sea", caracterizado por unas persistentes líneas instrumentales, una voz tan personal como la de Scott, y unos arreglos de cuerda y viento casi celestiales, en una búsqueda continua de la espiritualidad y del éxtasis, del trance musical.

El primer tema, "Don´t bang the drum", introducida por una trompeta aparentemente distante, pero de una presencia latente e inquietante, nos adentra en el mundo Waterboys de guitarreos intensos, en muchas ocasiones, bajo el cobijo del resto de instrumentos, y baterías incesantes que encuentran en la voz de Scott su verdadero sentido. El minuto y medio de premonición estalla en uno de los mejores cambios de ritmo que recuerdo.

Luego "Whole of the moon", un tema que surge de un reto de Scott con su novia sobre la facilidad de crear un éxito musical, y que me entristece profundamente, quizás al haberlo asociado a un triste momento de mi vida, no lo sé. Lo cierto es que este tema suena maravillosamente con esas trompetas de tintes épicos, adornados con coros celestiales y un pegajoso estribillo, y al parecer, compuesto bajo la influencia de la lectura de "Las crónicas de Narnia".

"Spirit", es un tema con influencias muy Velvet Underground, a ritmo de un martilleante piano.

"Pan within" rebosa de una elegancia suprema, con esos violines revoltosos y enigmáticos de la mano de Wickham, quien recordemos trabajó en el "War" de U2, y la voz de Scott, siempre la voz de Scott...

"Medicine Bow", de nuevo trás el rastro de la Velvet, con afiladas guitarras cortantes y un golpeo de batería tenaz.

"Old England" es otro de mis temas favoritos del disco, y da paso al frenético "Be my enemy", grabado en directo, y descarga total de adrenalina.

"Trumpets" es otra canción de gran finura, y resume a la perfección el gusto por la culminación instrumental impecable, a través de unas atmósferas etéreas en las que cada instrumento alcanza momentos álgidos.

Y para finalizar, el gran "This is the sea", tema acústico más orientado al folk, pero que no pierde el sonido Waterboys.The Waterboys, y este "This is the sea", llegan a nosotros con el sello de garantía WoodyJagger. Una auténtica maravilla de disco. Lamento haber pasado varias veces por delante suya sin comprarlo.

Pero ya es mio!!


De quedarme con alguna... sin dudarlo: Pan within, lo mejor de lo mejor.

Ya me contaréis...



e-MAIL PEÑA RAMIRO

1 comentario:

Anónimo dijo...

Waterboys han sido de lo mejor.
Y maracron una época. Recuerdo que entonces todo el mundo los oía, a ellos y a los Simple Minds.
Que tiempos!!

Nos hacemos mayores.