jueves, 12 de marzo de 2009

SAGAS MUSICALES ALCUBLANAS

Las bandas de música de los pueblos son mucho más que una agrupación musical. Son la base de la cultura local, transmisoras de valores y tradiciones y, sobre todo, un diálogo intergeneracional que se afianza con la convivencia de los ensayos, los pasacalles, los certámenes, las actuaciones, los viajes... Además, durante décadas, ser músico en pueblos pequeños como el nuestro era una de las pocas vías para salir de la rutina diaria. Todos recuerdan con cariño su primera actuación en las Fallas de Valencia o sus estancias en Villena durante las Fiestas de Moros y Cristianos. Esto les permitía ir a los cines de la capital, al teatro, a las discotecas de moda, ver una corrida de toros con las principales figuras… en definitiva, aquello que no podían hacer en Alcublas.
Por eso no es de extrañar que el deseo, el sacrificio y el tesón por pertenecer a la Unión Musical Alcublana se haya transmitido de generación en generación. En estos 125 años de historia de nuestra banda son muchas las familias alcublanas que han tenido algún músico en casa. En este aniversario, pero, no podía pasarse por alto aquellas familias que históricamente siempre han estado vinculadas a la banda, desde su fundación, y que siguen estándolo hoy en día.
Es el caso de la saga de los Gabarda (Joaquín Ciriaco, Manuel, José Manuel, José Lázaro y siete de los bisnietos de Joaquín Ciriaco Gabarda: José, Manuel, José Luis, Pablo, Rosario, Marta y Cecilia), que durante cuatro generaciones ininterrumpidas han nutrido a la banda con once músicos. José Manuel Gabarda -junto a Julio Mañes- ha celebrado este año sus bodas de oro con la Unión Musical Alcublana. Su afición por la música, su trabajo y dedicación a la banda durante 50 años han sido un ejemplo para todos los que hemos compartido atril con él.
También cuatro generaciones de la familia Navarrete han estado presentes en la banda (Joaquín, Pascual –bisabuelo del también músico Bruno Pérez-, Manolo, Pedro y MªJosé).
La familia Sanz, presente en la banda durante tres generaciones, ha aportado siete músicos. El abuelo, Andrés Sanz, su hijo Andrés y todos sus nietos (Andrés, José Antonio, José Manuel, MªÁngeles y Patricia).
Ocho miembros de la familia Cabanes, más conocida por “Los Froilanes”, han formado parte de la banda. Los hermanos Vicente, Miguel y Rafael y los hijos (Luis y Rafa) y nietos de éste (Adrián y Héctor), así como un nieto de Vicente, Vicente Cabanes.
También, durante tres generaciones, han estado presentes: la familia Mañes (Cesáreo, Joaquín y Eduardo); la familia Domingo, más conocida como “Los Estanqueros” (José, los hermanos Jesús y José, y Dani Domingo); la familia Civera, “los Geldos”, Francisco Civera, Rafael Civera padre, hijo –autor de la letra del Himno de Alcublas- y nieto; otros Civera, más conocidos como Los Kika, Manuel Civera, José Manuel Civera e hijos (Míriam y Fernando); la familia Pérez compuesta por los hermanos Ángel y Antonio, su hijo Isidro -abanderado de la Unión Musical Alcublana- y los hijos de éste –Isidro y Antonio-. También tres generaciones, aunque en este caso interrumpidas, ha aportado la saga Cerverón: Rafael Cerverón, Rafa Cerverón (nieto) y cuatro bisnietos del primero (Míriam, Ignacio, Fernando y Rafa).
A éstas y a todas las familias de Alcublas que durante 125 años han hecho posible, de manera desinteresada y generosa, que la Unión Musical Alcublana se mantuviera viva, muchas gracias.

Míriam Civera.

6 comentarios:

cambio climático dijo...

Cada día me acuesto más tarde. Todo por la bendita manía de publicar cosas a estas horas!
Termino de ver la tele y me toca esperarme hasta las doce para leer la noticia del día.
Esta vez me he esperado para leer, y un rato más para felicitar a la autora, pues me ha parecido un entrañable repaso de familias alcublanas que como dices, la Unión Musical ha propiciado un dialogo genracional que ha llegado a nuestros días.
Y que continuará en el futuro.
Mi enhorabuena, Míriam.

Anónimo dijo...

Mejoramos día a día, Penya!!
Artículos individualizados y nada genéricos. Se nota que hay trabajjo detrás.
Mis respetos!!

Anónimo dijo...

La tradición musical alcublana es innegable. Y el que existan las sagas es debido a ello. Si no existiera un amor a la música no sería una herencia como la que ha ocurrido y ocurre. Y que continúe por muchos años!!

Anónimo dijo...

Felicitar a Míriam por su exposición sobre la Unión Musical.
Muy bueno.

Anónimo dijo...

Y la familia Domingo?Elena, esther, amparo, jordi, sandra, Andres, Alberto???? descienden de la familia de uno de los que fue presidente de la banda, Lorenzo Villanueva, en fin, buen artículo pero incompleto

Anónimo dijo...

Y la familia Domingo?Elena, esther, amparo, jordi, sandra, Andres, Alberto???? descienden de la familia de uno de los que fue presidente de la banda, Lorenzo Villanueva, en fin, buen artículo pero incompleto