domingo, 9 de mayo de 2010

100 AÑOS DEL ARCHIVO DE ALCUBLAS


07 de mayo de 2010

eltorrenti.com

Diario digital progresista de la Comunidad Valenciana



Cien años después de un acuerdo de pleno por el que se instaba a acondicionar el archivo de las dependencias municipales, el actual consistorio alcublano ha inaugurado el viernes 30 de abril, el nuevo archivo histórico municipal donde se han recogido fondos documentales dispersos que, en colaboración con la UJI de Castellón y mediante convenio se procederá a su inmediata digitalización. A tal acto estaba prevista la presencia del Excmo. Rector de la UJI Sr. Francisco Toledo Lobo.

La sesión ordinaria del 27 de marzo de 1.910 recoge en su acta: “En la Sala Capitular, bajo la Presidencia del Sr. Alcalde D. Marcelino Herrero Caudet, se reunieron en sesión pública ordinaria (…). El Sr. Presidente expuso: que el lamentable estado de desorganización en que se encuentra este archivo no debe prolongarse por más tiempo, por cuanto es imposible despachar los asuntos siempre que para ello tenga que recurrirse a la documentación. Si además tenemos en consideración que esta desorganización ha de ser causa de que pase ignorada la constancia de documentos cuya importancia solo al encontrarlos se puede apreciar.

Se convencerá el Ayuntamiento de que es imprescindible llevar a cabo arreglo para, además de los motivos expuestos, poder despachar con la prontitud debida cuantos datos y certificados reclamen los vecinos al Ayuntamiento teniendo en cuenta las atinadas observaciones de la presidencia, después de ligera discusión, por unanimidad acordó se lleve a cabo la organización y arreglo de este archivo tantas veces proyectada y empezada y ninguna llevada a cabo con feliz éxito (…)”

La actual Corporación de Alcublas ha dispuesto del Archivo Municipal sito en la C/ Diputación, desde ese compromiso de 1.910 en homenaje a aquellos concejales, con la idea de luchar por la modernización de la administración y también, por la tarea incuestionable de ofrecer información, la verdad y el rechazo al olvido como señas de identidad de nuestra democracia.

Luchar por el objetivo de convertir a los archivos, museos y a la educación en las escuelas y universidades, en los ejes básicos de la política pública de la memoria. Las generaciones futuras conocerán la historia por los documentos y material fotográfico y audiovisual que seamos capaces de preservar y legarles. Esa es nuestra responsabilidad, porque “sin archivos no hay historia”.

No hay comentarios: